paseos en San Martín de los Andes

mirador Arrayán

Ubicado en lo alto del cerro Comandante Díaz, es un balcón natural con espectaculares vistas al lago y la ciudad. Un paseo clásico para hacer en auto o a pie.

La avenida San Martín, principal arteria de la ciudad, desemboca en el muelle del lago Lácar. Tomando este lugar como punto de partida, hay que doblar hacia la izquierda hasta llegar a la bifurcación de rutas que aparece 400 metros más adelante. Para acceder al mirador hay que tomar la que va hacia la izquierda. Lo que sigue de aquí en más es un camino de constante subida que tomará aproximadamente dos horas a pie o unos quince minutos en auto.

El camino peatonal avanza por la misma ruta en que transitan los vehículos. Como medida de precaución, conviene caminar sobre la banquina y a contramano del tráfico, para poder observar de frente el avance de los autos.

Si la idea es tomar fotografías, es preferible realizar el paseo durante la mañana y así evitar el sol de frente.

A sólo 300 metros del mirador se encuentra la casa de té que diera nombre al sitio. Un lugar lleno de historia, perfecto para hacer un alto en compañía de una rica torta y un paisaje insuperable. La casa fue construida en 1938 por encargo de Renée Dickinson, pionera que se enamoró para siempre de la vista panorámica que ofrece el lugar y lo habitó hasta su muerte. Allí están esparcidas sus cenizas. Dicen que un cacique mapuche se enamoró de ella y la mandó a embrujar cuando supo que no era correspondido. Renée enviudó dos veces y murió muy joven, a los 31 años. Una placa recuerda su vida y la leyenda que la acompaña.
viajeporsanmartin.com.ar para viajeporsanmartindelosandes.com
Guía Sendas y Bosques
tips
Una opción menos esforzada: subir hasta el mirador en taxi y emprender el regreso a pie.
El mirador cuenta con rampas de acceso para discapacitados, cartelería informativa, barandas y piso entablonado que facilita la llegada al punto panorámico.
Page created in: 0.014 seconds.